9 de septiembre de 2011

Zalacain el aventurero.

Bastante tiempo hace de la última lectura de una obra de Pío Baroja, (La busca) uno de los grandes autores de la narrativa española. Zalacain el aventurero es el libro perfecto para adentrarme en la sobria escritura del escritor vasco, y gracias a esta novela corta que como bien indica su título, versa sobre la vida de Martín Zalacain. De este libro he podido disfrutar la sintonía perfecta que se establece al devorar las páginas de tal modo que la historia entra sola, como si fuera papilla, con ingenio en las anécdotas y el alegre discurrir de la buena letra.

Martín Zalacain es el personaje central, un culo inquieto que disfruta con el reto de superar las diferentes trabas que le coloca la vida y las que el mismo se crea por el modo de ganársela desde bien chiquillo.

Catalina protestaba: - ¿No se te van a ocurrir más que tonterías siempre? ¿Por qué no eres como los demás chicos?
- Yo les pego a todos - Contestaba Martín, como si esto fuera una razón.

Las correrías de este singular protagonista, desde su nacimiento hasta el desenlace de la novela, merodea por las costumbres de fronteras entre España y Francia, con la inclusión de la Tercera Guerra Carlista de por medio. Martín Zalacain, el aventurero esta dividido en diferentes capítulos que van desgranando la fuerte personalidad del protagonista, el devenir de una historia tan simple como encantadora y que suma otros elementos clásicos que bien llevados nunca defraudan. Un héroe frente a su enemigo (Carlos), que cuenta con un mentor especial en su época de aprendizaje, su tío Tellagorri. El leal compañero que todo héroe precisa para el buen termino de sus peripecias, (Bautista) y la chica que llevará al protagonista a realizar una de sus grandes proezas para poder estar junto a su amada.

Destaca del libro su estilo directo, ponderando la acción por encima de banales descripciones o superfluas proclamas. Baroja va directo al grano, a la acción, al desarrollo de una historia repleta de anécdotas y sucesos que elevan la propuesta de novela de aventuras a su mejor representación. Además cuenta con ágiles diálogos que el escritor vasco otorga a los numerosos personajes que tienen la suerte de encontrarse en el camino de Martín.

La brevedad del relato y las amenas aventuras de su protagonista logran que este libro sea perfecto para reengancharse a los viejos títulos. Un gustazo de lectura juvenil donde se agolpan multitud de obras que logran entretener y cultivar el afán de la lectura, un sentimiento que rejuvenece y que demuestra la maestría de ciertas obras al no perder su esencia final con el paso del tiempo. 

Zalacain el aventurero. Pio Baroja. RBA Editores. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario